Parada recomendada: Cantina Sofía en Barrios de la Vega

455

PaCO continúa viajando a través de la provincia de Palencia para descubrirte esos rincones que no puedes pasar de largo, como el Restaurante Cantina Sofía, que ha situado a Barrios de la Vega en el mapa de la gastronomía más exquisita

Hoy quiero hablaros de una mujer visionaria y un hijo de los que estar orgulloso. Hace 25 años, esa mujer, Sofía Marcos, se propuso el sueño imposible de crear un restaurante especial en mitad de las llanuras de la comarca de La Vega, en un pueblo pequeño (Barrios de La Vega), a desmano de la carretera y las rutas turísticas y comerciales.

Sofía soñó y después creó su Cantina: primero un bar y, animada por las buenas críticas, después un restaurante, invirtiendo siempre en ampliar salas, decorarlas o engalanar el jardín.

Sofía, desgraciadamente, falleció muy joven después de tres años de enfermedad. Pero su sueño pervivió en su hijo Javier Cuesta, que siguió la estela de su madre haciendo crecer el negocio sin alterar, lo más mínimo, la personalidad que Sofía logró imprimir en el proyecto.

Ella primero, y después Javier y el resto del equipo, han logrado lo imposible: ubicar al pequeño Barrios de la Vega en el mapa de la gastronomía regional, básicamente gracias al efecto boca a boca. La clave del éxito es el ingrediente que le ponen a todos sus platos: el cariño.

“Es que el cariño se nota. Cuando yo voy a un restaurante, noto si cocinan con cariño sólo con ver el plato, no hace falta ni probarlo”, apunta Javier. No estoy del todo de acuerdo, porque en Cantina Sofía percibo ese cariño antes incluso de ver la comida: en el bonito jardín, la pulcritud de las salas o su decoración rústica cuidada al detalle.

Pero, volviendo a la comida, es cierto que cuando hay cariño hay calidad: se ama la tierra y, por tanto, se escogen sus mejores productos; se adoran las buenas recetas, especialmente las de Sofía, que son “intocables” para Javier y su equipo, como ese Bacalao Sofía que la gente recorre kilómetros para probar una y otra vez; y se respetan las tradiciones, sin negarle un espacio a la innovación, que también se desea.

De su carta destacan los guisos de cuchara, sus carnes de Saldaña y Cervera o su lechazo churro asado en horno árabe, que no castellano, ojo, con una técnica diferente. Pero decíamos que no cierran la puerta a la innovación.

En 2016 ampliaron el negocio creando el espacio para bodas Celebraciones Sofía. Allí se casó nuestro compañero David Aricha (maquetador y redactor de Deportes en PaCO) y puedo decir con absoluta franqueza que vivimos un día perfecto: cocina de calidad, una carpa preciosa y cómoda, un jardín agradable donde disfrutar del cóctel… Y lo más importante en las bodas: intimidad.

“Sólo celebramos un evento por fin de semana”, puntualiza Javier, lo que distingue al local respecto de otros espacios.

En resumen: Javier ha conseguido perpetuar el sueño de Sofía y elevarlo hasta la cima de los restaurantes palentinos, tal como reconoció en 2015 la Asociación de Gourmets de Palencia, o como aseguran los usuarios de redes sociales como TripAdvisor, en cuyas puntuaciones alcanza la excelencia. ¡Y yo estoy de acuerdo!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here